All for Joomla All for Webmasters

Spanish Audio Lesson – Machu Picchu and Yale University

Our Spanish lesson this week is an audio recording about the world famous archeological site Machu Picchu, located in the Peruvian highlands. This mountain-top fortress made world headlines when it was “discovered” by American explorer Hiram Bingham in 1911. It was one of the last bastions of the Incas and the site is still wrapped in mystery, and the beauty of its location and the intricate nature of its stonework add to its allure.

Machu Picchu made the news again recently when – nearly one-hundred years after the fact – Yale University, who had partly sponsored Bingham´s expedition, officially promised to return the borrowed collection of ceramics and textiles that Bingham had brought back with him from Peru. For years, Yale had refused to return the borrowed treasures, but once the request went from President Garcia to President Obama, the wheels started to turn.

This was all great news for Peru which is gearing up for the 100 year anniversary of Bingham´s discovery.

You can listen to the audio and follow along, if you need to, with the script. Pay special attention to the highlighted vocabulary.

  • Ciudadela: recinto fortificado en el interior de una ciudad.
  • Andén: espacio de terreno en donde se cultiva.
  • Demanda: proceso judicial.

El 24 de julio de 1911, el explorador norteamericano Hiram Binghan descubrió la ciudadela inca de Machu Picchu. Este santuario ubicado en la cordillera Vilcabamba, a 80 kilómetros del Cusco, fue creado por el inca Pachacútec con el propósito de servir de refugio a la aristocracia incaica. Sin embargo, aproximadamente 40 años después de la llegada de los españoles, en 1532, sus habitantes la abandonaron y así permaneció por casi 500 años.

Cuando Hiram Bingham llegó, en Machu Picchu vivían dos familias que cultivaban los andenes como lo habían hecho sus antepasados incas. Justamente, fue un integrante de estas familias, el niño Pablito Álvarez, quien condujo a Bingham al lugar donde se podían ver los primeros muros de la antigua ciudadela inca.

Desde ese momento, el explorador, financiado por The National Geographic y junto a un equipo de la Universidad de Yale, inició las investigaciones en el sitio. Durante varios meses, desenterraron, limpiaron y clasificaron los objetos encontrados en la zona.

Aunque el decreto supremo del gobierno peruano dictado en 1893 prohibía la excavación y exploración en zonas arqueológicas sin una licencia, Bingham logró un permiso especial de exportación de parte del gobierno peruano. De esta manera, el 31 de octubre de 1912 se le autorizó exportar a los Estados Unidos por 18 meses y, en calidad de préstamo, los objetos encontrados en sus expediciones a Machu Picchu.

Asimismo, en enero de 1916, el gobierno peruano autorizó la exportación, en calidad de préstamo por 18 meses, de 74 cajones con restos arqueológicos de la ciudadela inca para que fueran estudiados en la Universidad de Yale.

Sin embargo, las piezas tomadas de Machu Picchu no retornaron 18 meses después como había sido acordado y, desde ese momento, se inició una serie de negociaciones entre el gobierno peruano y dicha casa de estudios. En 1921, la Universidad de Yale devolvió, por única vez, 47 cajas con restos humanos.

Aproximadamente 80 años después, durante el gobierno del presidente peruano Alejandro Toledo, se iniciaron otra vez las conversaciones para la devolución de las piezas. Sin embargo, ante el fracaso de las mismas, estas terminaron en una demanda contra la Universidad de Yale. Esta demanda fue presentada por el Perú ante la Corte Federal del Distrito de Columbia en el 2008.

Finalmente, casi 100 años después, la Universidad de Yale acordó devolverle al Perú, para el año 2011, las piezas tomadas de Machu Picchu. Según publicaciones periodísticas, por lo pronto son 360 piezas las que serán devueltas. Los otros restos arqueológicos, que todavía permanecen en Yale, serán entregados en un plazo máximo que vence a finales del 2012.

Leave a Reply